[slider][pane]final 6[/pane][pane]final 5[/pane][pane]final 4[/pane][pane]final 3[/pane][pane]final 2[/pane][pane]final 1[/pane][pane]final 7[/pane][/slider]

Septiembre 2013. Un nuevo año entra en su recta final perfilando las estaciones de mayor calidez. La Moda Internacional concibe este mes como su Enero, donde todo vuelve a comenzar, los estilos se reconfiguran y las tendencias se rinden al cambio.

De este lado del planeta, la primavera comienza a quitar capaz de tela de las fisonomías urbanas, preparándonos para una época donde la naturaleza estalla en colores, texturas y variados aromas, vayas donde vayas.

Muchas veces la Moda se inspira en la naturaleza misma siguiendo un patrón casi perfecto en cuanto a prints florales y vivos colores de los textiles de la temporada. Eso sucede este año que transitamos, en el que a partir de ahora comenzaremos a observar a nuestro alrededor un lenguaje indumentario simple, suave, de texturas visualmente frescas, que por momentos recurren a los géneros traslúcidos para otorgar una frescura tanto óptica y como real a cualquier atuendo de primavera.

La amplitud térmica comienza a ser extrema: frío matinal que se contrapone a la calidez de las jornadas diurnas, para dar paso a un anochecer que vuelve bruscamente a empujar los termómetros hacia abajo.

La primavera que está por comenzar indica que nuestra astucia a la hora de vestir es fundamental. La función de abrigo de las prendas se aleja lentamente para dar paso a la necesidad de atuendos elegantes, versátiles y que pongan énfasis en un fresco y renovado espíritu en sintonía con el colorido de la estación.

El 2013 traerá un sinfín de opciones indumentarias, pero lo cierto es que, sea cual sea el outfit elegido, es imposible darle los toques finales que hablarán correctamente de vos sin recurrir a los accesorios como piezas clave de cualquier guardarropa correctamente constituido.

A las texturas livianas, los colores y estampados florales de la primavera 2013 se le suman los maxiaccesorios como estrellas sutiles de la mayoría de las colecciones.

En cuanto a materiales se refiere, el oro y la plata ceden en parte su espacio a metales urbanos como el acero, y las piezas artesanales tejidas en lana comparten su lugar con tramas en cuero o nobuk. Brazaletes, colgantes o maxigargantillas. Pulseras, relojes o esclavas. Incluso anillos o aros pendientes se posicionan como las piezas ideales para ponerle acento a cualquier estilo que elijas.

De día o de noche, las creaciones de gran porte, colores definidos y texturas que emulan el renacer de la naturaleza a partir de diseños  florales en primavera, se consideran los favoritos de la temporada.

No importa qué ni cómo lo combines. Si te sentís a gusto con tu outfit y tus accesorios, eso indica que has seleccionado la combinación correcta.

Germán Biscardi

El baúl del fashionista